Intoxicaciones en mascotas

 In Toxicología y lesiones ambientales

Existe una gran cantidad de productos que pueden causar intoxicaciones en mascotas. Es imposible que aquí te hablemos de todos y cada uno de ellos con detalle. Lo que vamos a hacer es describir unas normas comunes a seguir en caso de intoxicación. También puedes aplicarlas si tu animal ha contactado con una substancia irritante.

Si mi mascota se intoxica, ¿tengo que llamar al veterinario?

Es muy importante que hables con tu veterinario lo antes posible.  Hazlo aunque tu animal no presente ningún signo de intoxicación. Algunas veces los síntomas pueden tardar horas e incluso días en aparecer. También puedes llamar al teléfono de urgencias toxicológicas del Instituto Nacional de Toxicología (915620420, 24 horas, 365 días).

Existe una información básica que necesitaremos saber:

  • ¿Tiene tu mascota alguna enfermedad diagnosticada previamente? ¿Está tomando algún medicamento?
  • ¿Estás seguro de que ha ingerido o contactado con el tóxico?
  • ¿Sabes que cantidad ha ingerido?
  • ¿Cuándo ha ocurrido?
  • Siempre que puedas, tráenos el tóxico en su envase original y con su prospecto.
  • Si tu animal vomita, tráenos una muestra dentro de una bolsa de plástico.

¿Qué puedo hacer si mi mascota se intoxica?

Antes que nada, ten en cuenta que los productos que pueden causar intoxicaciones en mascotas también pueden afectarte a ti. Toma precauciones si vas a manipular estos productos y mientras asistes a tu mascota.

  • En caso de exposición al tóxico sobre la piel o los ojos, lava la zona con abundante agua. No sumerjas a tu animal en agua si está inconsciente.
  • Si tu mascota ha ingerido un producto tóxico, sólo puedes ofrecerle agua. No le des leche ya que puede aumentar la absorción de algunos tóxicos.
  • Si le das agua, sólo puedes hacerlo si está totalmente consciente. Nunca lo fuerces a beber o tragar.
  • Sólo debes provocarle el vómito si te lo aconseja un veterinario.
  • Si tu mascota tiene convulsiones, aplícale sobre el cuerpo toallas húmedas y frías.
  • En caso de intoxicación por inhalación, desplazaos a un lugar ventilado.
  • Si está inconsciente, mantenla tumbada de lado y con la cabeza ligeramente elevada. Si vomita mientras está inconsciente, inclínale la cabeza hacia abajo para evitar la aspiración del vómito.

¿Qué productos son tóxicos para mi mascota?

A continuación te indicamos los tóxicos más habituales en perros y gatos:

  • Pesticidas e insecticidas.
  • Rodenticidas (mata-ratas).
  • Medicamentos: paracetamol, ibuprofeno, aspirina, diclofenaco, antidepresivos.
  • Tóxicos domésticos: etilenglicol (anticongelantes), detergentes y productos de limpieza, disolventes, pinturas y barnices, naftalina, colas y pegamentos, lejía, fertilizantes, nicotina.
  • Plantas tóxicas: se han descrito hasta 700 plantas decorativas y de jardín con componentes tóxicos para gatos y perros. Entre las más habituales se encuentran: adelfa, aloe, aucuba, azalea, caladium, cica, colocasia, costilla de Adan, crisantemo, flor de Pascua, hiedra, jacinto, lantana, lirio, narciso, potus y prímula.
  • Alimentos: cebolla, ajo, metilxantinas (té, café, chocolate, cola), alcohol.
  • Drogas: anfetaminas y otros psicótropos, marihuana. Si tu mascota ha ingerido alguna de estas drogas, no nos lo ocultes, no estamos aquí para juzgarte. Ganaremos un tiempo que puede ser decisivo.

¿Cómo podemos prevenir las intoxicaciones en mascotas?

No automediques a tu mascota. Algunos de los medicamentos que puede recetarte tu médico son tóxicos para ella.

Perros y gatos son especies distintas y tienen un metabolismo diferente. No intercambies sus medicamentos.

Presta atención a la dosis de cualquier medicamento que te haya recetado tu veterinario. Algunos son tóxicos si, por error, damos una dosis superior a la indicada.

No dejes a su alcance ningún medicamento, alimento o substancia tóxica.